viernes, diciembre 20

TENGO UNA AMANTE


Tengo una amante
cuyo ósculo es instante perenne
tengo una amante que es mi novia
es mi amiga, es mi mujer…
es mi amante plena de ternura
la amo siempre y regreso a mi morada.

Tengo una amante
ella llega a mi cama y entrega todo
llena mi vida de ternura y torna a su morada
después de amar se hace un rumoroso mutismo
tengo una amante, una mujer que me cuida
que da todo sin pedir nada a cambio.

Tengo una amante
ella no se afrenta de mi forma de ser
es fogosidad misteriosa, sublime y apacible
sabor de mujer que acompaña
mis días y mis noches eternas
hasta volver a su vida que es la mía.

Tengo una amante
hay en su forma de amar y de sentir
una como agraciada impericia
que satisface mis ansias de vida plenamente
es una fuente de dúctiles aguas mansas
y de pasiones fieras y salvajes.

Tengo una amante
farol del viejo barrio que guía mi sendero
arrobamiento de pasión extasiada
frenesí de su piel en mis piélagos del sentir
fogosidad de su cuerpo en noches de furor
recorro su cuerpo en búsqueda de la perfección.

Amante… la palabra más hermosa
dicha por quien sabe amar de verdad
solamente quien ama sabe ser amante
amante es entrega-aceptación
es pasión-sosiego… todo y nada
por eso es… que tengo una amante.

FABIO ALBERTO CORTÉS GUAVITA
POETA MAESSE
Diciembre 16 de 2013

Mis viajes